top of page

Tu talento natural desde la neurociencia





 

¿Sabías que tus talentos naturales, forma de comunicarte y pensar, puede estar en gran parte determinado por un hemisferio de tu cerebro?

Si bien es cierto, todos somos producto del entorno, de la cultura, de la familia en la que crecimos, y todo esto suma, también hay un elemento físico en cada uno de nosotros y es el hemisferio dominante en nuestro cerebro, que determina nuestros talentos naturales.

En Pura Estrategia tenemos muchos años de utilizar el diagnóstico Benziger Style Assesment que nos ha permitido identificar talentos naturales de una forma científica y sumamente acertada.

 

¿Qué significa esto?

Seguramente has escuchado que nuestro cerebro tiene 4 hemisferios y además dos lados (izquierdo y derecho), cada uno de ellos tiene ciertas características que impactan nuestra forma de actuar.

Tenemos hemisferios frontales (izquierdo y derecho) que se enfocan más en lo macro, no les gustan los detalles y ven las cosas más a largo plazo. Por otro lado, tenemos los hemisferios posteriores (también izquierdo y derecho) que son los que se enfocan en los pasos a seguir, ver los detalles y tienen un enfoque más micro.

Además, el lado derecho del cerebro está más enfocado en la intuición y el lado izquierdo más enfocado en la estructura.

Estoy segura de que con esto ya vas haciéndote una idea de dónde te ubicas, ¿verdad? Pero falta aún más.

 

¿Porqué es importante esto?

Usualmente aquellas actividades que disfrutamos mucho, en las que fluímos y que podríamos pasar horas haciendo, tienen que ver con el hemisferio dominante de nuestro cerebro. Es lo que se nos dá naturalmente. Es diferente a una competencia. Por lo general las organizaciones tienen programas para desarrollar competencias (por ejemplo comunicación, trabajo en equipo, negociación), pero muchas veces las desarrollamos y aprendemos, pero no es nuestro talento natural, esa es la diferencia. Incluso podemos ser muy buenos en una competencia, pero no lo disfrutamos y fluimos tanto como cuando es nuestro talento natural. 

Esto es clave para saber en qué áreas voy a brillar y a disfrutar de lo que hago.




 

¿Qué características tiene cada hemisferio? 

A continuación, te presento algunas características generales de cada estilo de pensamiento. Estas pueden variar en cada caso específico, sin embargo, la experiencia después de aplicar cientos de diagnósticos, nos permite resumir las siguientes:

 

Dominancia Frontal Izquierda:  Los mueve el reto y la lógica. Son personas orientadas a la acción y al logro. Toman decisiones de forma lógica y con datos. Les gusta liderar y fijarse objetivos. También son muy buenos evaluando variables, porque les gusta la precisión y disminuir el error.

¿Cuáles pueden ser sus áreas débiles?  La empatía, la escucha y la flexibilidad.

 

Dominancia Frontal Derecha:  Los mueve la creatividad y la novedad. Son personas que les gusta la libertad para para actuar, son intuitivos e innovadores. Usualmente visualizan patrones y tendencias y les gusta la experimentación y trabajar en cosas variadas.

¿Cuáles pueden ser sus áreas débiles?  Seguir reglas y estructuras, pueden ser despistados y a veces inconstantes

 

Dominancia Posterior Izquierda: Los mueve el orden y el control. Son personas orientadas a organizar, a crear planes paso a paso y a dar seguimiento. Se enfocan en los detalles y buscan tener reglas claras.

¿Cuáles pueden ser sus áreas débiles?  Les puede tomar más tiempo adaptarse al cambio, o crear cosas desde cero.

 

Dominancia Posterior Derecha: A estas personas los mueve la armonía y la buena voluntad.  Son las que perciben emociones y sentimientos, son muy buenos para relacionarse y comunicarse con otros. Promueven relaciones ganar- ganar.

¿Cuáles pueden ser sus áreas débiles?  Les puede costar decir que no y tomar decisiones más racionales en donde quedan mal con alguien.

 

Además de lo mencionado, el diagnóstico nos permite identificar si la persona es Introvertida o Extrovertida, lo cual también marca una diferencia en el nivel de estímulo que necesita para actuar. No es lo mismo por ejemplo una persona con pensamiento Frontal Izquierdo Introvertida que una extrovertida.


 

Beneficios de conocer los estilos de pensamiento:

-       Autoconocimiento. Este diagnóstico es sumamente revelador, ya que nos ayuda a entender por qué algo nos gusta tanto o porque tienes facilidad para una tarea y entender cuál es tu área menos preferida. Además, como nos han dicho muchas personas después de su sesión de feedback:  “esto debería hacerlo todo el mundo, porque esto sirve no solo para el trabajo, sirve para la vida”

-       Comunicación con el equipo: Cuando se hace el diagnóstico en un equipo completo, se genera un reporte de equipo que ayuda a entenderse y comunicarse mejor. Es impresionante ver la cara de los participantes en los talleres cuando entienden porque es más fácil o difícil comunicarse con algunas personas, pero lo más importante: aprenden a comunicarse con los distintos estilos de pensamiento.

-       Trabajar a cerebro integral: Una de las premisas de este modelo, es que necesitamos todos los estilos de pensamiento y entre más presentes estén todos los estilos, esto permite trabajar a cerebro integral y generar inteligencia colectiva.

-       No etiquetar:  Aunque cada uno de nosotros tiene un modo dominante, no quiere decir que no pueda usar los otros modos o que no podamos aprender ciertas habilidades, por eso es importante conocernos.

-       Apoyarnos en nuestros talentos: Benziger busca que nos apalanquemos en nuestras fortalezas y sobre todo que nos sintamos orgullosos de lo que podamos aportar y complementar con otros.

 

Para conectar con otros es necesario conocernos y lo más importante es ser felices haciendo lo que hacemos y ser fieles a nuestra esencia, ya que ahí es donde fluimos y aportamos lo mejor de nosotros.

 




 

Por Silvia Brenes, socia directora de Pura Estrategia



 

 

 

 

50 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page